Alzacolas revoloteando por Villa del Río

El fin de semana pasado se celebraron en Villa del Río las I Jornadas sobre alzacola rojizo organizadas por la Asociación Harmusch. Tuvimos el placer de contar con grandes profesionales de sectores relacionados con la investigación, agricultura, ornitología, conservación y custodia de territorio.

img-20161122-wa0021

El día 19 las charlas técnicas versaron sobre el seguimiento y el estado de conservación de la especie. Además se presentaron las amenazas a las que se enfrenta el alzacola rojizo en diferentes puntos de la Península Ibérica. También pudimos informarnos sobre las importantes herramientas de gestión de zonas excluidas de cualquier figura de protección o la Red Natura 2000. Este aspecto es importante para una especie cuyo hábitat son las zonas agrarias. Algunas de las herramientas de gestión más potentes para ello son las de  custodia de territorio y los PDR (Programas de Desarrollo Rural) que integran medidas agroambientales para un manejo sostenible de los cultivos y conservación de las especies.

img-20161122-wa0019

Uno de las ponencias en el Ayuntamiento de Villa del Río

El domingo día 20 se obtuvieron conclusiones importantes en los grupos de trabajo que establecimos ─“Custodia” y “Seguimiento”─ las cuales publicaremos próximamente.

Desde la Asociación Harmusch queremos agradecer la colaboración del Ayuntamiento de Villa de Río por cedernos sus instalaciones y su apoyo. Reseñar especialmente el apoyo de la Concejala de Medio Ambiente Maria José Jurado a estas Jornadas, quien mostró un gran interés y preocupación por la situación de amenaza de esta especie. También una “ola gigante” a Álvaro Horcas por inmortalizar todas las jornadas en material televisivo no menos importante para la divulgación  de los trabajos y conocimiento de la especie.

Muchas gracias a todos los ponentes y participantes que se desplazaron desde diferentes puntos geográficos (Madrid, Alicante, Murcia, Extremadura, Córdoba, Jaén, Sevilla, Huelva y Cádiz principalmente) para debatir y tomar decisiones para impedir el drástico declive poblacional del alzacola rojizo.

img-20161122-wa0030

El gran Benigno, incondicional de Harmusch. ¡Gracias Maestro!

Agradecer finalmente a grupos locales como Sierra Morena Active por formar parte de la organización y a particulares como Elena González García, que desinteresadamente nos prestaron su tiempo y su interés. Y como no, a Vicky y Kike, productores de miel ecológica autóctona, que nos endulzaron las jornadas con la degustación de sus mieles y su sabor mediterráneo.

A TODOS, ¡¡¡MUCHAS GRACIAS!!!

img-20161122-wa0018

Nota sobre el estudio del Alzacola rojizo

Tras los  tórridos meses estivales podemos poner fin a la nueva  temporada de estudio de la población de alzacola rojizo (Erythropygia galactotes), localmente conocido como “rubica”. Es una de esas actividades colaterales (para más detalle véase el proyecto) que miembros de Harmusch desarrollan en paralelo junto a otro tipo de iniciativas mientras llega el tiempo de las expediciones saharianas.

alzacola_01

Alzacola rojizo (Erythropygia galactotes)

Trabajando en estrecha colaboración con el grupo de anillamiento Fahs Al Ballut, venimos realizando el seguimiento desde 2014 de una población concreta de alzacola rojizo localizada entre las provincias de Jaén y Córdoba. Además hemos contado con aval científico de Emilio Virgós, profesor titular del Departamento de Biología, Geología, Física y Química inorgánica de la Universidad Rey Juan Carlos y apoyo de  instituciones locales.

Nuestro trabajo se ha basado principalmente en el seguimiento de la población de alzacolas mediante censos, búsqueda de nidos, marcaje con anilla metálica y PVC y estudio de la disponibilidad de recursos alimenticios a partir de trampeo de insectos. Los resultados obtenidos en estos años indican que se trata de una población con un tamaño mínimo de 50 individuos y que muestra fidelidad por el territorio, habiéndose obtenido alrededor de un 36% de recapturas respecto a los ejemplares marcados en el año 2015.

alzacola_02

Colocando redes para la captura y anillamiento de ejemplares

Por otro lado, el estudio de la disponibilidad de alimento muestra que el viñedo es el hábitat con mayor diversidad de insectos, por encima del ecotono viñedo/olivar y del propio olivar. Este hecho, unido al elevado número de nidos localizados en el interior del viñedo, parece indicar una alta selección de este hábitat por parte del alzacola. La reciente sustitución de parte de la superficie de viñedo por olivar (un 32,6% entre el año 2014 y 2015) y el futuro incierto del viñedo que aún permanece implantado podrían poner en peligro esta población.

alzacola_03

Buscando nidos en el viñedo…

Los “parches” de viñedo inmersos en una matriz de olivar aportan heterogeneidad en el hábitat a nivel estructural (zona de alimentación y nidificación), así como diversidad alimentaria. La simplificación del paisaje agrícola, unida al carácter intensivo del cultivo del olivar en esta zona, con una elevada utilización de pesticidas y herbicidas y ausencia de lindes de vegetación, suponen una amenaza para el alzacola y otras especies ligadas a agroecosistemas.

alzacola_04

…encontrando nidos en el viñedo

Harmush continuará durante los próximos años trabajando en el seguimiento y conservación  de esta especie,  así como en las líneas de custodia de territorio, ecología y gestión de la conservación del hábitat.

????????????????????????????????????